Hay que doler de la vida hasta creer,
que tiene que llover, sí, tiene que llover
a cántaros.
- Pablo Guerrero

lunes, 25 de febrero de 2013

Regresemos al Jardín

Vamos a correr por los campos,
vamos a atrapar un sueño,
vamos a volar libres
a donde nos lleve el viento.
Toma mi mano bien fuerte,
y alza tu rostro al cielo,
respira cada brizna de aire,
y deja que la lluvia moje tu pelo.

Volvamos de nuevo al Jardín,
sintamos el sol y la hierba
acariciar nuestro cuerpo,
sin ropas ni ataduras,
seamos otra vez verdaderos,
seamos uno con el mundo:
cuerpo, viento, agua, fuego;
pasión y pensamiento.