Hay que doler de la vida hasta creer,
que tiene que llover, sí, tiene que llover
a cántaros.
- Pablo Guerrero

miércoles, 30 de mayo de 2007

Comentarios que no comentan

De vez en cuando, menos desde que tengo anitivirus en condiciones y sobre todo desde que uso firefox (no se si tiene algo que ver), aparecen comentarios en este blog que, como apreciará el lector, no comentan nada referente a la entrada, ni siquiera dejan un saludo. Todo lo que hacen es intentar vender algo o mandar al ingénuo internauta a una página de dudosa reputación.
Supongo que esos comentarios son spam, es decir comentarios basura o no deseados, como sucede con los miles de emails spam que me llegan todos los días. Menos mal que gmail tiene un buen filtro.
En fin, que para poner fin a dichos comentarios he decidido activar lo de verificación de palabra escrita o algo así. Espero que no sea un impedimento a la hora de dejar comentarios de los de verdad. De todos modos, aviso que a partir de ahora voy a suprimir todos los comentarios que persigan fines comerciales. Estoy hasta las narices de que me intenten vender software, de que me inviten a casinos online o lo que sea (el último era de camisetas con fotos...) Si alguien quiere anunciar su incipiente negocio online, que lo haga en las plataformas al uso.
Tambien eliminaré aquellos comentarios ofensivos que no expliquen dicha ofensa, vamos, que si alguien quiere llamarme hijo de..., vale, pero que explique además porqué lo hace.